Empieza a preparar un reto (1ª parte)

Empieza a preparar un reto (1ª parte) Comentarios

Alfonso Vega. Es la gran pregunta. A cualquiera de nosotros, que practicamos algún deporte por algo más que afición, en algún momento del año nos llega el momento de empezar a entrenar, pero lo difícil y realmente complicado del asunto es preguntarse ¿por donde empiezo?

Este inicio de los entrenamientos va a depender de varios factores. El primero se centra en el tiempo que dispongamos o que queramos entrenar, ya que si disponemos de mucho o poco nos plantearemos unos objetivos u otros. El segundo factor determinante va a ser el tipo de deporte que practiquemos, ya que no todos los deportes tienen las mismas características.

Para simplificar clasificaré brevemente los deportes en dos grupos; deporte individuales, y deportes colectivos.

Las 50 mejores zapas de #running de Adidas para empezar a correr

En el primer grupo el adversario no influye de forma directa sobre el rendimiento del deportista, ya que el factor que limita el rendimiento del deportista es la condición física del propio deportista. Dentro de este grupo podemos incluir deportes como el atletismo, la natación, el ciclismo, la halterofilia, la gimnasia, etc.

Los 15 mejores pulsómetros Suunto por menos de 150€

En el segundo grupo el adversario influye de forma muy directa sobre el rendimiento del deportista, ya que se trata de deportes donde dependiendo de lo que haga el contrario yo haré una cosa y otra. En este incluimos al resto de deportes como los de equipo (fútbol, baloncesto,...), los deportes de lucha, deportes de raqueta...

Comprar palas baratas de pádel

Yo me voy a centrar en el primero de los grupos.

Teniendo en cuenta la amplia variedad de deportes individuales que existen, vamos a clasificarlos según la cualidad física básica que más predomina en cada uno de ellos, Fuerza o Resistencia.

Así, nos vamos a encontrar con deportes de resistencia como el ciclismo y deportes de Fuerza como la halterofilia, que serían dos casos extremos. Pero lo que más abunda es que dentro de un mismo deporte coexistan varias disciplinas deportivas.

Quizá te interese: Cómo ganar fuerza sin ganar volumen

Por poner un ejemplo, en el caso del Atletismo nos podemos encontrar con disciplinas de Resistencia como el maratón o la marcha, disciplinas de Fuerza como todas las de lanzamientos o las pruebas de velocidad, que son la manifestación de un tipo de Fuerza. Y nos encontramos también con deportes y disciplinas que combinan ambas cualidades, como en el caso de los 800 y 1500 metros, donde la Resistencia es fundamental para aguantar el ritmo de la carrera y la Fuerza lo es para ser rápido en los últimos metros.

Una vez conocidos los tipos de deportes y disciplinas deportivas que existen, ya podemos empezar a entrenar. Sólo tenemos que averiguar qué cualidad física predomina en nuestro deporte, y a partir de ahí, conocemos los contenidos principales de la planificación del entrenamiento en el apartado físico, claro. En lo técnico cada deporte es un mundo.

Los mejores outfit para hacer fitness de ASOS Activewear

En próximos artículos comenzaré a daros pistas sobre el inicio del entrenamiento en deportes de resistencia y fuerza con ejemplos cercanos como la preparación de la maratón. Y también os describiré contenidos del entrenamiento que son comunes a la mayoría de los deportes y que habitualmente se trabajan muy poco por desconocimiento o falta de tiempo; la movilidad articular y los ejercicios preventivos de lesiones.

Deja tu comentario

Tienes que estar registrado para poder comentar

© IRONCROWNS Copyright 2017.